¿Por qué huye el gato?

Si bien el gato es un animal residente que ama pasar su tiempo tomando una siesta cómodamente sobre alguna almohada o sobre el diván, o en algún lugar protegido, si está libre de vagar por el jardín o por las zonas aledañas no es raro escuchar de gatos que se han extraviado y propietarios que recorren países enteros a la búsqueda de su gatito.

Debe hacerse hincapié que el gato podría decidir no volver más a casa si las condiciones de incomodidad que percibe en el ambiente doméstico son consideradas por él como inaceptables. Por ello es importante que todo cambio que se quiera imponer al gato se lleve a cabo con suma calma de manera a no forzar al minino demasiado velozmente al cambio de costumbres. Además, se aconseja que se le ofrezcan nuevos estímulos tales como juegos y atracciones que puedan hacerle percibir el ambiente como estimulante y no monótono. Se aconseja la esterilización para reducir las motivaciones reproductivas como móviles de fuga.

Existen además muchas otras motivaciones que podemos reagrupar bajo un cambio general en la vida de nuestro gato: la llegada de un niño, cambio de casa, llegada de otro animal a la casa visita de un extraño en el proprio ambiente.

La tercera y última motivación es la del instinto de exploración y el aburrimiento del ambiente doméstico que los llevan a desear visitar nuevos lugares y a conocer algo diferente a la rutina de siempre.

Debe hacerse hincapié que el gato podría decidir no volver más a casa si las condiciones de incomodidad que percibe en el ambiente doméstico son consideradas por él como inaceptables. Por ello es importante que todo cambio que se quiera imponer al gato se lleve a cabo con suma calma de manera a no forzar al minino demasiado velozmente al cambio de costumbres. Además, se aconseja que se le ofrezcan nuevos estímulos tales como juegos y atracciones que puedan hacerle percibir el ambiente como estimulante y no monótono. Se aconseja la esterilización para reducir las motivaciones reproductivas como móviles de fuga.